Hack para Kinect.


Sesión technodance en el salón con espectáculo láser incluido, ni la performance discotequera de Milena lo supera.

Kinect es un dispositivo para Xbox que emplea un sensor capaz de detectar el movimiento de tu cuerpo (brazos, piernas, rodillas, cintura, cadera, etc.) para trasladarlo al juego. Matt Davis —que no puede estarse quieto ni un momento— agarró la máquina y la desarmó entera. Al volverla a montar le sobraron algunos tornillos y circuitos y claro, ahora no sirve para jugar, pero el tío se monta unas sesiones technodance en el salón —con láser incluido— que lo flipas. Lo espectacular es que, de forma similar a como ocurre en los juegos con el dispositivo original, Matt logra controlar y modelar el sonido y la luz con el movimiento de su cuerpo.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *