Automatización

Robots y humanos trabajan juntos en los centros de Amazon, por ahora no hay revueltas, reina la paz. Es más, los jefes aseguran que todo es muy muy “happy”.

¿Son necesarios o vienen a reemplazar al trabajo humano? La realidad es que “optimizan y aceleran los pedidos —aseguran los «proautómatas» — , ayudando a los empleados ha desarrollar de una manera más eficaz y cómoda sus tareas, en los enormes almacenes del gigante del eCommerce, auténticos laberintos repletos de estanterías y artículos”.

Se deslizan por debajo de las estanterías de productos, las levantan y las desplazan por todo el centro logístico; los hay que (como los Pegasus) clasifican los paquetes y los transportan de forma ordenada hasta un punto clave del almacén, sin colisionar entre ellos ni atropellar a ninguna persona.

Drives.

Los robots reducen el tiempo de preparación de los pedidos y ayudan a los empleados, se insiste en esto. Aprovechan mejor el espacio, añadiendo hasta en un 50% más de artículos por metro cuadrado. Los clientes disfrutan de catálogos más amplios y reciben antes sus compras.

Amazon News

Más en Twitter:

arrow